¿Hasta qué punto podemos microsegmentar con nuestras campañas online?

Con este post, queremos ayudarte a descubrir el potencial de la microsegmentación y el valor que esta puede proporcionar a tus campañas de Performance Marketing, Social Media Marketing, Inbound Marketing, Influencer Marketing… Absolutamente toda tu creatividad digital puede adaptarse al perfil de cliente que consideras más rentable en cada caso.

¿Te imaginas a un profesor hablando de la misma forma a un niño de 6 años que a otro de 16? Resultaría extraño y contraproducente, ¿no?Entonces, ¿por qué una marca ha de dirigirse de una misma forma a toda su audiencia?

Cada vez más, las empresas se dan cuenta de que sus campañas de marketing online han de ser muy precisas. ¿Qué queremos decir con esto? Pues que lejos quedan ya los tiempos en que se diseñaba una sola campaña para todo el público. Muy al contrario, la tendencia actual consiste en microsegmentar cada campaña al máximo.

¿Qué entendemos exactamente por microsegmentación?

Los consumidores reciben infinidad de mensajes cada día, que le hablan acerca de una gran cantidad de productos o servicios. Debido a este volumen de información, el usuario tiende a rechazar aquellos mensajes más generalistas y masificados. Si no se siente identificado con la marca y con su mensaje, desconecta de forma inmediata.

Por ello, no solo los productos o servicios deben ofrecer una solución específica y personalizada a cada cliente. También deben hacerlo los mensajes de nuestras campañas, si queremos obtener toda su atención. Y, en consecuencia, conseguir el máximo ROI.

La microsegmentación juega en este punto un papel fundamental. Consiste en desterrar la idea de que existe un mercado de masas, para centrarse en mercado de nichos. Así, entendemos que el mercado está compuesto por segmentos muy específicos, cuya identificación y definición es clave para conseguir el éxito. Veámoslo mejor con un ejemplo:

  • Segmentación tradicional: “Mujeres, entre 25 y 45 años residentes en España”.
  • Microsegmentación: “Mujeres, entre 25 y 45 años, que residen en España y acuden habitualmente al gimnasio para adelgazar”, “Personas de poder adquisitivo medio-alto que se acaban de apuntar al gimnasio o están pensando en hacerlo”, “Adolescentes deportistas que entrenan a diario en el gimnasio”, etc.

La segmentación a través de las variables tradicionales, como pueden ser la edad, el sexo, la localización o el idioma, resulta ahora insuficiente. Con ella, no es posible identificar correctamente las verdaderas necesidades, intereses y expectativas del público objetivo.

La comunicación personalizada se erige en la actualidad como el principal aliado para ofrecer productos y servicios a las personas que realmente podrían estar interesadas en adquirirlos. Así, aunque suponga un gran esfuerzo de recopilación y análisis de datos, los resultados que puedes obtener implementando estrategias de microsegmentación en tus campañas online son todavía mejores.

Principales ventajas de microsegmentar tus campañas online

Microsegmentar tus campañas de marketing digital puede reportarte diversas ventajas, ya que tras la obtención de los datos de esa microsegmentación podrás realizar diversas acciones concretas. Entre las cuales podemos destacar las siguientes:

Obtener grupos de clientes homogéneos

El fin último de la microsegmentación es obtener distintos tipos de target muy definidos cuyos miembros sean lo más similares posible entre sí. Cada segmento de tu audiencia tendrá unas características tan específicas que no existirán apenas diferencias relevantes entre sus componentes.

La extracción de grupos homogéneos de clientes facilitará enormemente el diseño de las distintas estrategias de marketing online. ¿Por qué? Porque, de esta forma, resultará mucho más sencillo conocer sus necesidades específicas.

Personalizar al máximo los contenidos

Tus campañas de Inbound Marketing ya nunca volverán a ser lo mismo. Contando con una base de datos microsegmentada podrás ofrecer los contenidos que de verdad le interesan a cada usuario. No olvidemos que ofrecer contenido de valor es cada vez más importante en un mundo sobresaturado de información.

Crear ofertas y promociones efectivas

¿Te imaginas poder ofrecer a los usuarios descuentos o promociones únicamente sobre los productos o servicios de tu empresa que más le interesan? Incluso puedes crear para esas campañas mensajes totalmente personalizados. El impacto será mucho mayor, igual que lo serán las probabilidades de que el usuario termine disfrutando de esa oferta tan suculenta que has preparado para él.

Introducir mejoras útiles en productos o servicios

La mejora continua es también otra de las ventajas que proporciona la microsegmentación. Gracias al análisis de los datos extraídos, será posible detectar qué cambios o mejoras en tus productos o servicios serán de utilidad para tu audiencia. Así, podrás determinar si el coste que conllevan esas modificaciones es asumible y si existirá un ROI que lo justifique.

Impactar a los ‘clientes ocultos’

La segmentación tradicional trabajaba de forma masiva, componiendo únicamente grupos lo suficientemente grandes como para que resulten realmente representativos. Pero ¿qué ocurre con esos usuarios que no forman parte de ninguna masa crítica previamente definida, pero que sí pueden querer comprar tus productos o servicios?

Básicamente, esos ‘clientes ocultos’ eran los grandes olvidados, pero con la microsegmentación es posible llegar a ellos. Así, te asegurarás de que tus estrategias de marketing online llegan siempre a quienes tienen que llegar. Ni a nadie más, ni a nadie menos.

Optimizar tus campañas de SEO y SEM

¿Has oído hablar de las palabras clave long tail? Otra de las acciones que podrás llevar a cabo gracias a la microsegmentación es la definición de palabras clave mucho más exactas, concretas, con menos búsquedas, pero también con menos competencia. ¿El resultado? Mejores posiciones en los rankings de Google. 

Aumentar las conversiones

La reina de las ventajas. Todas las acciones que hasta ahora hemos comentado se traducirán, al final, en un mejor ratio de conversión para tu marca. Verás cómo mejoran los datos, tanto de leads y ventas, como de fidelización.

Data Driven Marketing: el poder de los datos

Todo lo que te hemos contado hasta ahora carece de sentido si no hablamos de lo esencial: el correcto análisis de los datos que se necesitan para microsegmentar. Es en este punto donde el Data Driven Marketing juega un papel fundamental.

Se trata del conjunto de técnicas que posibilitan la interpretación de los datos obtenidos. Estos, como tales, no sirven de mucho si no sabemos analizarlos y transformarlos para extraer todo su valor.

Y, en cualquier caso, hay que entender la microsegmentación como un proceso vivo y dinámico. De igual forma que nuestro buyer persona no se mantienen estático en el tiempo, tampoco han de hacerlo nuestras campañas de marketing online.

Es decir, disponer de una base de datos microsegmentada reporta muchas ventajas. Pero esas ventajas dejarán de tener sentido si no se asume la responsabilidad de mantenerla, optimizarla y analizarla de forma constante.

¿Cómo lo hacemos en Roi Scroll?

¿Quieres acertar con tus campañas de Marketing Online? Entonces, lo mejor es que definas cuanto antes a todos tus clientes tipo, destacando también sus diferencias. Y, para hacerlo de la forma más eficaz, puedes confiar en nuestro equipo de Data Driven Marketing. Te ayudará a descubrir aquella información que hasta ahora desconocías sobre tu audiencia.

La segmentación que actualmente ofrecen la mayoría de sitios o plataformas sociales es muy precisa. Pero, aun así, estos datos pueden resultar insuficientes. Nuestros protocolos de Audience Segmentation nos permiten definir los mensajes idóneos para cada cliente, y enviarlos a cada segmento cuando realmente los necesita o espera.

Y ¿en qué ámbitos podrás aprovechar todas las ventajas de la microsegmentación? Pues de ellas podrán valerse tanto tus campañas de Social Media Marketing o Inbound Marketing, como las acciones de Influencer Marketing o Email Marketing que realices.

¿Dudas? Ya sabes donde estamos 😉