¿Qué son las campañas de Shopping Inteligente?

La mayoría de anunciantes – grandes y pequeños, nuevos y veteranos – conocen más o menos cómo funcionan las campañas de Google Shopping. Se trata de un servicio de Google que muestra los productos de las empresas participantes y sus precios. Así, al realizar una búsqueda, el usuario puede ver de un solo vistazo cuáles son los productos más relevantes y cuál es su coste.

Pues bien, con las campañas de Shopping Inteligente tu negocio puede ir un paso más allá. En ellas, se agrupan aquellos anuncios que comparten audiencias. O aquellos en los que estas son entre sí muy similares. Y se muestran tanto en Google Shopping, como en su red de Display, en YouTube y en Gmail. Con la relevante diferencia de optimizar tanto los emplazamientos y pujas como los propios anuncios.

¿Quieres saber cómo funcionan las campañas de Shopping Inteligente y qué ventajas ofrecen? Entonces, sigue leyendo, porque en este post te lo vamos a contar todo, todo.

Empecemos por el principio: los requisitos

Hay que tener en cuenta, antes de nada, que el objetivo de cualquier campaña de Shopping Inteligente no es el que puede considerarse más habitual. Incrementar el número de conversiones no interesa tanto en este caso como aumentar el valor de las mismas.

Además, se tiene en cuenta un concepto que en otros supuestos pasa desapercibido: el ROAS. En inglés, el Return on Advertising Spend (Retorno de la Inversión Publicitaria, en español).

Por lo tanto, lo que se pretende con las campañas de Shopping Inteligente es obtener el mejor resultado en base a los objetivos propuestos. Es por ello que, para conseguirlo, es necesario que el anunciante cumpla siempre ciertos requisitos:

  • Tener vinculada la cuenta de Google Ads a la de Merchant Center: se trata de la plataforma en la que Google te permite introducir todos los datos de tu negocio. Así, los tendrás disponibles para poner en marcha tus campañas. Asimismo, es necesario que dispongas de un feed con todos los productos de tu tienda actualizados.
  • Haber registrado, al menos, 20 conversiones en el último mes y medio: este es el requisito de conversiones para una campaña de Shopping Inteligente estándar.
  • Tener activada la etiqueta global: esto permite guardar los datos individuales de cada usuario que visite tu sitio web.
  • Disponer de una lista de 100 usuarios a los que hacer remarketing: lo ideal es que esta lista se mantenga activa todo el tiempo y que vaya aumentando con el paso del tiempo.
  • Cumplir con todos los puntos de las políticas de anuncios de Google Shopping: la empresa ha publicado una lista con los contenidos y prácticas prohibidos. Además, existen ciertos estándares de calidad que siempre habrá que respetar.

Algunos consejos antes de empezar

Si tienes una tienda online, es muy probable que hoy mismo puedas comenzar a poner en marcha campañas de Shopping Inteligente. Sin embargo, es primordial que, si nunca lo has hecho, te dejes aconsejar. Y nosotros estamos aquí para ayudarte, antes, durante y al finalizar la campaña.

De momento, vamos a compartir contigo algunos tips para que los resultados sean siempre los esperados:

¿Qué productos anunciar?

Como es lógico, la recomendación general es que escojas para este tipo de campañas los productos más rentables. Además, lo ideal es que todos ellos compartan los mismos objetivos. Así, será mucho más probable que esos objetivos se alcancen.

¿Qué objetivos plantear?

Precisamente ¿qué hay de los objetivos? Ya hemos comentado que este tipo de publicidad online lo que se busca es incrementar el valor de las conversiones. Pero, más allá de la calidad, la cantidad también es importante. Por eso, los objetivos medibles (ROAS) que te plantees a la hora de configurar tus campañas han de ser alcanzables. Para asegurarte de ello, básate en datos pasados.

¿Qué presupuesto establecer?

Ten en cuenta, cuando vayas a poner en marcha una campaña de Shopping Inteligente, que su funcionamiento afecta al de las campañas estándar. Es decir, las acciones de Shopping tradicionales y de Display dejarán de tener prioridad. Así que lo lógico sería establecer para las de Shopping Inteligente un presupuesto que sea igual a la suma de ambas. Así, se obtendrán resultados parecidos sin incrementar la inversión.

¿Qué creatividades elegir?

Las creatividades en las campañas de Shopping Inteligente no deja de ser relevante. Y la parte más importante de estas creatividades son, sin duda, las imágenes de los anuncios. Respecto a ellas, destacamos que han de ser de la máxima calidad.

¿Cómo medir los resultados?

Como seguramente sabrás, Google Analytics es fundamental para evaluar el resultado de tus campañas. Pero, en este caso, la etiqueta global activada en tu página también jugará un papel importante.

Además, se logrará mucha más concreción si se recurre a parámetros personalizados. La información extra que conseguirás será extremadamente valiosa.

Configuración de campañas de Shopping Inteligente, paso a paso

Con las claves que acabamos de darte en mente, ya estarías listo para iniciar tu campaña de Shopping Inteligente. Recuerda que siempre puedes recurrir a expertos en Performance Marketing para ahorrarte preocupaciones, problemas e imprevistos que no es extraño que surjan.

De manera general, estos profesionales responderán al siguiente orden de pasos a seguir:

1. Creación de la campaña

El primer paso será escoger el objetivo de la campaña, de entre todos los que te ofrece Google. Estas son, básicamente, las opciones disponibles:

  • Ventas
  • Oportunidades de venta
  • Tráfico al sitio web
  • Crear una campaña sin recomendaciones para lograr un objetivo concreto.

También habrá que determinar el tipo de campaña, su ubicación, su nombre, la estrategia de puja y las fechas de inicio y de fin.

2. Establecimiento del presupuesto

Este irá, necesariamente, ligado a los objetivos que previamente te hayas planteado. Y, como comentábamos, tendrá que ser proporcional y alcanzable.

3. Selección de productos

Lo que recomienda la plataforma es cargar todos tus productos de una vez. Sin embargo, también es posible escoger para tus campañas productos específicos.

Como opción adicional, podrás crear grupos de productos, en los que englobar a aquellos artículos que sean de la misma categoría.

4. Diseño de anuncios

Hay una serie de apartados comunes a todos los anuncios de Google Shopping. Son los que habrá que respetar, completar y optimizar. Son los siguientes:

  • Título: relevante, descriptivo y optimizado teniendo en cuenta las búsquedas.
  • Descripción: redactada de manera clara, atractiva y usando las palabras clave más importantes.
  • Enlace/imagen: una imagen visualmente potente que enlace directamente al producto de la web.
  • Estado: por ejemplo, ‘usado’, ‘reacondicionado’ y ‘usado’.
  • Disponibilidad: puede ser ‘agotado’, ‘en stock’ o ‘pedido por anticipado’.
  • Precio: ha de incluir todos los impuestos, coincidir con el que figura en la web y especificar la moneda utilizada.
  • Categoría: es imprescindible escogerla para que tus productos se posicionen mejor.

Cuando ya esté todo listo, se accederá a una vista previa que permite visualizar el aspecto de los anuncios de la campaña de Google Shopping.

¿Quieres relanzar tus productos con nosotros?

Especialmente en productos muy exclusivos o en aquellos que presentan precios económicos y competitivos, Google Shopping funciona muy bien. Y es que se trata de una herramienta capaz de sacar todo el partido al machine learning. Con el objetivo primordial de incrementar el ROAS de tus campañas.

Nuestro equipo de Performance Marketing se encargará de evaluar a fondo tus necesidades particulares y de proponerte en cualquier caso la mejor solución para tu negocio.