¿Qué diferencia hay entre el Big Data y el Business Intelligence?

Si te mueves en el mundo empresarial actual, habrás notado los efectos de un cambio de enorme trascendencia. Un cambio relacionado con las herramientas de gestión y sus fuentes de información. Nos referimos, por supuesto, a la archiconocida transformación digital.

En todos los sectores, los emprendedores, las empresas consolidadas y los ejecutivos tienen ya asumida la necesidad de transformar sus modelos de negocio. Y es que es necesario adaptarlos a las nuevas tecnologías y a las nuevas demandas de los clientes. Entienden que esto, lejos de ser un problema, constituye una oportunidad para desarrollar y hacer crecer sus negocios.

Este proceso de transformación necesita de la colaboración de las personas, que han de asimilar y entender este cambio como algo natural y necesario. Por ello, las empresas deben preparar a su plantilla con la formación adecuada y adaptando su cultura empresarial.

Pero no basta con mejorar las capacidades y competencias de toda la plantilla. Los directivos son los que más pronto y con más intensidad deben empezar a asumir las nuevas tecnologías y sus necesidades asociadas.

Big Data Vs. Business Intelligence

Los conceptos Big Data y Business Intelligence hacen referencia a dos de las tecnologías que más se han desarrollado en los últimos años. Por ello, deben ser bien conocidas por directivos y empresas, especialmente si quieren estar preparados para iniciar este proceso de transformación digital. Ambas tecnologías se basan en el manejo de los datos, algo imprescindible en esta nueva era. Pero cada una de ellas tiene sus finalidades y sus propias herramientas.

Lo cierto es que tanto el Big Data como el Business Intelligence hace tiempo que han tomado cierto protagonismo. Pero esto no ha servido para aclarar bien su definición y uso. Hasta el punto de que es muy probable que llegues a confundir ambos términos.

La tecnologías del Big Data y del Business Intelligence tienen, por supuesto, grandes similitudes. De hecho, ambas se ocupan del manejo de grandes cantidades de datos. La finalidad de las dos no es otra que gestionar y tomar decisiones de la mejor manera posible: estando bien informados.

Pero también tienen importantes diferencias. Y es necesario comentarlas y explicarlas, aparte de aclarar las utilidades de ambas tecnologías. Eso es lo que vamos a hacer en este post, no sin antes definir claramente cada una de ellas.

Big Data:

El concepto Big Data abarca todo un conjunto de tecnologías y de herramientas que pretenden capturar, clasificar, almacenar y procesar enormes cantidades de datos de todo tipo y de muy diversas fuentes, en un plazo reducido de tiempo y a un coste que sea aceptable para las empresas.

Business Intelligence:

El Business Intelligence, o inteligencia de negocio, por su parte, utiliza un conjunto de herramientas para la gestión empresarial basadas en software especializado. Esto permite a cualquier organización o empresa la toma de decisiones de negocio en base a los valiosos datos disponibles.

Diferencias entre ambos conceptos

Estos datos son procesados por distintas herramientas informáticas, que los convierten en información útil para la gestión y toma de decisiones.

Por un lado, el Big Data se centra en la captura, almacenamiento y procesamiento de los datos, tanto internos como, sobre todo, externos. Por otro lado, el Business Intelligence pone el foco en los procesos de análisis de dichos datos. Especialmente los internos, que son transformados en información que ayuda a tomar decisiones de negocio de mayor calidad.

Aclarando los términos

En resumidas cuentas, podemos afirmar que el Big Data es una de las fuentes de información esenciales para los procesos de Business Intelligence. De hecho, el Business Intelligence puede considerarse como una capa superpuesta sobre el Big Data.

Sin embargo, en realidad no son herramientas alternativas o dos opciones entre las que elegir. Ambas pueden y deben utilizarse conjuntamente. En otras palabras, tanto el Big Data como el Business Intelligence permiten a las empresas extraer un valor útil de la información que obtienen. Pero cada una lo hace de forma distinta, aunque complementaria.

El Business Intelligence busca profundizar en el análisis de las bases de datos internas de la empresa

La forma de obtener aquí el conocimiento es aprovechando el software y los servicios que ya se tienen para recoger, almacenar y analizar los datos. Una vez procesados, se alimentan con ellos todos los sistemas de la empresa, mejorando el conocimiento y la toma de decisiones.

Es decir, las herramientas de Business Intelligence acceden a conjuntos de datos internos del negocio que ya han sido clasificados, almacenados y preparados. El objetivo es obtener analíticas que puedan ser fácilmente examinadas. Por ejemplo:

  • Cuadros de mando.
  • Gráficos.
  • Tablas.
  • Informes.

Así, se proporciona información clave y detallada sobre el estado del negocio a todos los usuarios dentro de la empresa.

El Big Data utiliza datos en tiempo real, en cualquier entorno y en cualquier formato imaginable

Estos datos se extraen de varias fuentes:

  • Los sensores de los dispositivos móviles.
  • Los ordenadores de todos los usuarios.
  • Los dispositivos GPS.
  • Las transacciones comerciales.

Esta diferente fuente de información permite al Big Data conocer y analizar el comportamiento del consumidor. E incluso posibilita mirar hacia el futuro y descubrir detalles que, a simple vista, pueden parecer irrelevantes. Puede convertirse, de hecho, en una fuente de grandes oportunidades de negocio.

En cuanto al Business Intelligence, aunque requiere menos exigencias tecnológicas, hace posible que se extienda el conocimiento profundo de la empresa. Y que esté a disposición de todos sus profesionales.

Pero no olvidemos que, para conseguir esto, es necesario realizar un sofisticado análisis que, en realidad solo pueden llevar a cabo determinados perfiles muy especializados.

Distintos conceptos, diferentes perfiles

Indudablemente, el perfil de los profesionales que trabajan en el entorno y al servicio de cada una de éstas tecnologías es diferente.

En los equipos de trabajo que manejan el Big Data prevalecen perfiles profesionales como ingenieros de varias especialidades, estadísticos y matemáticos.

Respecto a los equipos de trabajo encargados del Business Intelligence dentro de una empresa, se encuentran formados por:

  • Especialistas en administración y dirección de empresas.
  • Economistas del área microeconómica.
  • Expertos en marketing.

Y, desde luego, se apoyan también en ingenieros y técnicos que les proporcionan el necesario soporte.

Aparte, los departamentos o unidades en los que se encuadran ambas tecnologías dentro de la empresa también son diferentes. Así, los equipos de Big Data se incluyen en el departamento de tecnología y reportan por lo general al CTO (Chief Tecnology Officer). Mientras que los equipos de Business Intelligence están integrados en la dirección general y reportan al director de estrategia, o bien directamente al CEO.

Despeja tus dudas y pasa a la acción

En definitiva, la causa de que exista cierta confusión entre ambas tecnologías reside en que las dos han de funcionar de forma conjunta, integrada y coordinada.

Los profesionales del Big Data identifican los patrones de comportamiento de los consumidores y usuarios a través de los datos que se obtienen de ellos. Y esta información se ha de comunicar al equipo de Business Intelligence.

Ambos equipos trabajan explotando y analizando los datos. Pero los primeros lo hacen para conseguir que sean manejables y útiles, y los segundos para, junto a los datos internos, poder tomar decisiones de negocio que mejoren la competitividad y los resultados de la organización.

No importa dónde necesites poner el foco ahora mismo. ¡En Roi Scroll somos expertos en cualquier fase del proceso! Recopilamos, tratamos, analizamos e interpretamos los datos. Y ponemos en marcha las acciones que mejor funcionen, teniendo en cuenta toda la información recabada.

Si quieres saber más sobre nuestra forma de trabajar, no lo dudes y ponte en contacto con nosotros.